≡ Menu




¿Sabes quién fue John Frost? Descubrelo Aquí

Existieron muchos personajes que pasaron a la historia por su valentía y dedicación en el oficio que realizaban, uno de ellos fue John Frost, un militar de la brigada de paracaidismo que arriesgo su vida en varias batallas solo con el objetivo de darle el triunfo a su ejército, fue parte de la segunda guerra mundial y aún tras su muerte se siguen recordando sus logros y actuaciones.

John Frost

John Frost

John Frost fue un militar perteneciente al ejército de Reino Unido durante el transcurso de la segunda guerra mundial, alcanzó el rango de Teniente Coronel teniendo a su cargo a un ejército de más de 600 hombres de la fracción paracaidista. Tuvo muchísimas actuaciones destacadas lo que hicieron que se convirtiera en uno de los hombres más famosos de esta época, aunque en muchas oportunidades no pudo lograr alcanzar la victoria siempre fue muy respetado.

Una de sus participaciones más recordadas fue durante la Operación Market Garden en donde tuvo un excelente desempeño obteniendo una victoria parcial muy importante, pero días más tarde tuvo que rendirse estratégicamente. También llegó a ser capturado debido a una lesión que le impidió movilizarse por un tiempo. Luego de ser liberado continúo sirviendo al ejército y participando en más de una operación aérea importante.

En cuanto a su personalidad, John Frost era un hombre valiente, que obtuvo la confianza entre sus compañeros y superiores por la lealtad y compromiso que demostraba en sus acciones, siempre se notó que sentía pasión por lo que hacía lo que logro que se convirtiera en un ejemplo a seguir y personaje de referencia dentro del ejército. A pesar de muchas complicaciones no abandonó su carrera sino hasta que problemas de salud lo obligaron.

Al ser un personaje tan importante llegó a ser interpretado en algunas películas, mencionado en algunas obras literarias e inclusive, un puente importante ubicado al este de Holanda fue bautizado con su nombre.

Biografía y carrera militar

John Dutton Frost nació el día 31 de diciembre del año 1912 en la ciudad de Poona ubicada en lo que era antiguamente la India Británica. Nació en el seno de una familia de clase media, su padre era un reconocido oficial dentro del ejército británico que sirvió como general de brigada, alcanzó reconocimiento durante la época de la primera guerra mundial y su madre, era la norteamericana Elisa Dora Bright con quien se casó meses antes del nacimiento de John. John tuvo después dos hermanas menores.

Desde joven recibió la crianza dura y estricta de su padre por ser militar y de la madre por haber crecido en una familia conservadora de los Estados Unidos, se le inculcaron pensamientos patriotas lo que hizo que desde muy joven se interesara por seguir los pasos de su padre dentro del ejército británico. Estudio en Wellington College, escuela británica, pero tuvo que abandonarla e inscribirse en la escuela semi internado Monkton Combe School ya que sus padres sentían que en la anterior no estaba siendo bien educado.

Luego de haberse graduado de la secundaria comenzó a estudiar en la Academia Militar Sandhurst, y al graduarse, en septiembre del 1932, se alistó en el ejército británico. Por su excelente desenvolvimiento fue seleccionado como segundo teniente de un regimiento de rifles y en el año 1935 lo promovieron a teniente. Participó por primera vez en una batalla durante la revuelta árabe y demostró su determinación.

Criado con fuertes valores nacionalistas y siendo hermano mayor de dos niñas creció con un alto sentido de la responsabilidad cuestión que puso en práctica durante su estancia dentro del ejército británico. Recibió varias condecoraciones por su trabajo en Palestina y países árabes hasta que finalmente es condecorado con el rango de Capitán, rango que ostentó durante su participación en la segunda guerra mundial.

John Frost

Regreso a Reino Unido

Colaboro por una temporada con el ejército de Iraq, estando allí recibió su ascenso a Capitán y se inició la segunda guerra mundial, sin embargo, este siguió perteneciendo a las Levas de Iraq hasta el año 1941 donde en el mes de septiembre se devuelve a Reino Unido para colaborar con su país en el inicio de la guerra con los cuales estaría hasta finalizar la misma.

Estuvo en muchas divisiones y cumplió con responsabilidad cada una de las tareas que le eran encomendadas. En primer lugar, se encargó del batallón #10 de la brigada de rifles en la que comenzó su carrera dentro del ejército, pero pronto demostró que debía tener un puesto más dinámico por lo que pasó a formar parte del área Territorial del Ejército específicamente en el área de infantería, estando a cargo del General escocés Christ Christison con quien desarrolló una muy buena relación.

También en el año 1941 se propuso como voluntario para el paracaidismo y por sus exitosos antecedentes fue aceptado rápidamente en un batallón de paracaidistas, brigada que estaba a cargo del muy condecorado oficial inglés Richard Gale. En esta brigada comenzó a mostrar sus dotes en la planificación y estructuración de movimientos de guerra participando en muchísimas operaciones de las cuales varias lograron tener éxito.

El año 1941 para John Frost fue bastante movido, con participación en muchos regimientos, pero esto sería lo que le permitiría mostrar sus dotes en todas las áreas en las que tuvo participación y ganar el reconocimiento que mantendría durante la segunda guerra mundial. Estando en la división de paracaidismo se alistó en la división aerotransportada, a mando del General londinense Frederick Browning donde participó en varias operaciones importantes.

John Frost

Operación Biting

Estando en la brigada de paracaidismo, John Frost y su equipo reciben a principios del año 1942 una importante misión la cual consistía en dañar, robar o eliminar los componentes del radar fabricado por los alemanes y colocados en la población francesa de Bruneval, este radar era de baja frecuencia más, sin embargo, significaba una excelente guía para la colocación de cañones para todos los componentes de la Wehrmacht principalmente para la Luftwaffe. (Ver articulo: Wehrmacht)

Se sabía de la existencia de estos aparatos desde mediados del año 1941 pero aún no se sabía con exactitud cuál era su propósito ni su utilización, por lo que se comenzaron a realizar estudios a larga distancia ya que se creía que estaban conectadas con algún equipo alemán. Cuando descubrieron que este se denominaba el radar Würzburg y su uso comenzaron a deliberar la manera de expulsarlos del territorio aliado.

Este trabajo fue asignado a la división paracaidista, siendo la segunda incursión que estos tendrían dentro de la segunda guerra mundial. Recibieron una intensa preparación y partieron el 27 de febrero al mando de John Frost, esperaban hacerlo antes, pero una tormenta atraso sus planes. Llegaron muy pronto muy cerca de la instalación de estos radares y como el ataque fue sorpresa pudieron acceder inmediatamente al lugar donde se controlaba el equipo, eliminando piezas claves.

No fue una operación sencilla ya que se produjo un tiroteo donde lograron eliminar a varios soldados alemanes y capturar uno de los expertos en radares, pero de igual forma tuvieron tres bajas y 10 soldados resultaron heridos de gravedad. Luego de la retirada se produjo un enfrentamiento en una playa, pero lograron salir victoriosos nuevamente y marcharse rumbo a Gran Bretaña.

John Frost

Esta operación significó un éxito para John Frost y su equipo, ya que estas piezas y el experto capturado lograron que se hicieran muchos estudios sobre los avances de la fracción alemana y comenzaran a crear medidas para hacer frente a esta situación. Luego de esta operación, el primer ministro Churchill, dio declaraciones expresando su satisfacción y prometiéndole a la brigada paracaidista que tendrán más actividad en la guerra y además le otorgó a John la Cruz Militar por el éxito en sus labores.

África del Norte

En noviembre del año 1942 se da inicio a la Operación Torch la cual consistía en un avance hasta Túnez de las tropas pertenecientes a las fuerzas británicas y estadounidenses para ocupar más territorio y situarse en lugares estratégicos. En esta operación participó el escuadrón de paracaidismo tal como Winston Churchill lo había prometido meses antes y este tuvo un excelente desempeño en sus operaciones a cargo del General londinense Edwin Flavell. (Ver articulo: Winston Churchill)

John Frost en esta operación ostentaba el rango de teniente coronel y comandaba a un batallón de paracaidismo especializado en la división aerotransportada y también participaba ampliamente en los combates, este junto con su división ingreso a Túnez y al sur de este lugar lograron encontrar a los aeródromos que debían destruir, ubicándose a 30 millas de este lugar y abriendo fuego, siguiendo las instrucciones dadas por el primer ministro y el presidente de los Estados Unidos.

Luego de llegar al lugar y disparar se dieron cuenta que este lugar estaba abandonado y aparentemente habían caído en una trampa del enemigo ya que las tropas enemigas armadas que esperaban que llegaran por el norte jamás llegaron e hicieron que estos se encontraran parados sin planificación a 50 millas de las líneas enemigas lo que los ponía en una grave situación de vulnerabilidad.

John Frost

Estaban bastante cerca de los enemigos, quienes los superan en número ya que al planificar un ataque sorpresa dispusieron de pocos soldados, por lo que se vieron obligados a emprender la retirada de manera inmediata pero aun así no evitaron perder a 270 hombres, lo que fue un duro golpe para esta división la cual pese a esto siguió luchando hasta lograr unirse al ejército británico y avanzar al centro de Túnez.

Otra victoria para John Frost de la mano de la brigada aerotransportada, lo que logró que fuera felicitados otra vez por el gobierno británico y ganaran la Orden de servicio distinguido, la cual les fue entregada el 11 de febrero del año 1943.

Sicilia e Italia

A partir del año 1943 la brigada de paracaidismo comenzó a ser muy tomada en cuenta, ya habían demostrado su poderío y se les comenzó a asignar operaciones y misiones de importancia. Estaban a cargo del General Pakistaní Gerald Lathbury cuando fueron seleccionados para formar parte de la Operación Husky, la cual consistió en tomar el puente principal Ponte di Primosole y expulsar a las fuerzas del eje de la isla de Sicilia la cual pertenecía al Reino de Italia.

Esta fue otra victoria aliada en la que John Frost tuvo mucho que ver ya que comandó a la primera brigada de paracaidismo en toda la batalla y a pesar de perder muchos soldados en combate y permitir que muchos del eje se escaparan el objetivo fue logrado exitosamente, el cual consistía únicamente en hacer que los alemanes retrocedieran un poco ya que estando tan cerca de la isla significaban una gran amenaza.

John Frost

Las fuerzas paracaidistas arribaron a Italia, tres días después de haberse iniciado la operación, principalmente fueron reclutados como refuerzos, pero finalmente formaron parte fundamental de la operación. Esta vez sí lograron superar a las fuerzas del eje en número, pero no pudieron evitar el fallecimiento de muchos de sus compañeros ya que por lo amplio de la zona que debían cubrir tuvieron que dispersarse. (Ver articulo: Schutzsffel)

Operación Market Garden

Otro de las operaciones importantes en la que John Frost tuvo participación fue durante la batalla de Arnhem en el curso de la Operación propuesta por el Mariscal de campo Británico Bernard Montgomery. El plan que se tenía para la participación de Frost en esta batalla era que comandando la división aerotransportada se encargará de tomar el puente de Arnhem para que por este lugar los soldados del ejército entraran al territorio holandés.

Sin embargo las cosas no salieron como se tenían planeada ya que Frost, el 17 de septiembre del año 1944 solo marcho con 700 soldados y no 900 como se había estipulado, además se dio cuenta solo al llegar al lugar que estaban rodeados por varias divisiones de las fuerzas Panzer del SS alemán lo que hizo que solo pudiera pasar al puente la cuarta parte de la división mientras que Frost y un gran grupo se quedaron del otro lado del puente comenzando una batalla histórica que duró cuatro días y fue una de las más intensas vistas en la segunda guerra mundial.

Frost estuvo al mando en esta intensa batalla y aunque los alemanes atacaron fuertemente, con tanques y fuego de artillería, los paracaidistas británicos estaban reacios a rendirse y abandonar la batalla lo que sorprendió muchísimo al ejército alemán ya que constantemente contraatacan sin dar tiempo a que el ejército alemán pudiera sentir el sabor de la victoria a pesar de que utilizaron todos sus mecanismos para eliminarlos.

John Frost

El tercer día de batalla solo quedaban cien paracaidistas que al día siguiente tuvieron que abandonar el lugar ya que se quedaron sin municiones. En el transcurso de la batalla, Frost había resultado herido en el pie gravemente, sin embargo, no abandonó la misma y luchó hasta el final lo que hizo que se ganara el respeto y la admiración de sus compañeros y se convirtió en una figura dentro del Regimiento de Paracaidistas.

Se entrevistó a uno de sus compañeros y este hablo de la confianza que le infundía Frost a todos, que incluso sabiendo que era una batalla en la que podrían perder, este hacía que tuvieran esperanzas de ganar y ganar de continuar peleando hasta el final.

Luego Frost fue tomado prisionero por las fuerzas alemanas ya que tuvo que rendirse en esta batalla, estuvo un tiempo en Spangenberg hasta que en marzo fue liberado cuando los aliados invadieron este lugar en marzo del 1945. Al volver al ejército recibió muchas condecoraciones y felicitaciones por su desempeño y liderazgo en la batalla.

Luego de la guerra

Luego de ser liberado de prisión volvió al ejército y fue enviado a Noruega a servir en la Escuela de la primera división aerotransportada con la que luego de un tiempo de entrenamiento y formación vuelve a Reino Unido, donde se incorpora a la sexta división aerotransportada donde siguió estando en servicio y llegó a comandar esta división en la Emergencia de Palestina, en donde sirvieron como seguridad interna para derrocar los grupos terroristas que se estaban formando en este lugar.

Duró varios años en Palestina, lugar en el cual conoce a la que sería su esposa Jean Mc-Gregor Lyle, la estadounidense que trabajaba en este lugar como Asistente Social para los afectados por la guerra, con ella contrajo matrimonio el día 31 de diciembre del año 1947, unión de la que nacen dos hijos, una niña y un niño, luego del nacimiento de estos, Frost y su familia se mudan a Inglaterra.

En Inglaterra comenzó a cursar estudios en la Escuela de Personal y al culminar estos estudios sirvió como General de Personal de una división de infantería con la que participó en la emergencia de Malaya la cual se produjo por un enfrentamiento de guerrillas en esta zona. Luego de esto regresó a vivir al Reino Unido, lugar donde estuvo al mando de una sección en la escuela de infantería y luego de una brigada de paracaidismo.

Fue ascendido en 1961 a General Mayor Temporal y duro en este cargo durante 3 años. En el 1968 decide retirarse del ejército ya con el rango de General Mayor Permanente y debido a todas las condecoraciones que poseía fue nombrado Teniente Adjunto del ejército en el año 1982. Falleció en Inglaterra el 21 de mayo de 1993 en compañía de su familia, por problemas de salud acarreados por su edad. Fue enterrado en Inglaterra en el cementerio de Milland donde aún reposan sus restos.

Representaciones de su vida

En el año 1945 se inició el rodaje de una recreación de lo que fue la Operación Biting, esto estuvo a cargo de la zona de fotografía de ejército y John Frost actuó en varias de estas recreaciones junto a varios compañeros de batalla. Esta película se estrenó en el año 1946 y obtuvo bastante éxito. Tiempo después se estrena la película llamada “La Boina Roja”, una película de guerra británica en la que el Inglés Leo Genn interpreta al General John Frost.

John Frost

En el año 1974 se publicó un libro llamado “Un puente demasiado lejos”, por el irlandés Cornelius Ryan en el que se habla de la Operación Market Garden y la participación de Frost en esta y luego Frost participó en la asesoría militar para realizar la adaptación de este libro en una película en el año 1976, en la que el personaje de Frost fue interpretado por el galés Anthony Hopkins.

El puente de Arnhem se le colocó el nombre de John Frost en el año 1978 en reconocimiento por la valentía demostrada por el en sus operaciones, aunque Frost se oponía a esto y lo consideraba una excentricidad. En 1980 se publicó una autobiografía de Frost narrando lo vivido durante la guerra, y en el año 1991 se publicó otra dando más detalles.

En el año 2011 se estrenó una película británica llamada Age of Heroes la muestra escena de guerra, pero los directores de esta película dicen no haberse inspirado en la fracción paracaidista sino en el ejército terrestre, sin embargo, existe un personaje llamado el Major Jack Jones que parece hacer referencia a la actuación de Frost en la guerra.

Dejar Comentario