≡ Menu




Aprende todo sobre el avión Hawker Tempest, su historia y más

Los aliados siempre se caracterizaron por tener un diseño elegante en todas sus naves, más aún en las aéreas y un claro ejemplo de esto fue el Hawker Tempest, un avión de combate monoplano que había comenzado siendo un sucesor de un modelo anterior terminó convirtiéndose en uno de los más potentes y famosos de la época debido a la modernidad empleada en su diseño.

Hawker Tempest

Hawker Tempest

El Hawker Tempest era un avión de combate utilizado durante la segunda guerra mundial, aunque entró en servicio en los últimos años de la guerra. Su nombre significaba tempestad en inglés y se inició con el propósito de mejorar al Hawker Typhoon el cual ya se encontraba en servicio, por lo que al principio recibió el nombre de Hawker Typhoon II. Perteneció a la Royal Air Force durante todo el tiempo que estuvo en servicio siendo bastante útil.

Era monoplano y fue utilizado como avión de caza y combate y por su diseño se convirtió en el más veloz y poderoso de la guerra, de hecho, se convirtió en el más rápido de la guerra, poseía todo lo necesario para ser el avión favorito de la fracción británica durante la guerra ya que apareció para que estos volvieran a ser líderes en rendimiento de sus aeronaves. Este avión se presentó como una nave perfecta de acuerdo a su diseño que todo aquel conocedor que estuvo en contacto con ella quedó fascinado.

No fueron muchos los ejemplares de este que participaron en la guerra ya que se entregaron un poco tarde pero los ejemplares que formaron parte de la guerra hicieron un excelente trabajo y cumplieron un rol muy importante dentro de ella llegando a hacerle daños importantes a naves enemigas.

Diseño

Existieron muchas variaciones de este tipo de aeronave sin embargo el diseño principal siempre se mantuvo, aunque con ligeras modificaciones. Tomó desde el principio como punto de referencia para su creación a su antecesor el Typhoon por lo que tenía capacidad únicamente para un piloto, aunque este era un poco más amplio con una longitud de 10 metros y una altura de 5 metros, además de poseer la capacidad para transportar 1000 kilogramos aproximadamente. (Ver articulo: Hawker Typhoon)

Una de las diferencias más notables del Hawker Tempest con su antecesor fue el motor en H que era mucho más potente propulsado por 24 cilindros Napier Sabre IIB, lo que hacía que tuvieran una potencia superior al 1600 kW con el movimiento de una hélice cuatripala que medía cuatro metros. Podría llegar a alcanzar 640 kilómetros por hora en velocidad de vuelo llegando a ser el avión de caza más veloz de la segunda guerra mundial.

Tenía una capacidad de ascenso maravillosa llegando a alcanzar 1.400 metros por minuto, a diferencia de su antecesor que siempre presenta bastantes problemas con la elevación, sin embargo, los expertos en la fabricación de esta aeronave notaban ciertos desperfectos que intentaron reparar con el ala que le impedía que se distribuye adecuadamente el flujo de aire ya que era muy gruesa, lo que causaba problemas en sus compresores y requerían de un mantenimiento constante.

En cuanto a su armamento estaban muy bien dotados, poseían cuatro cañones de fabricación francesa con una potencia de 20 milímetros estos cañones albergaban 150 proyectiles, pero esto variaba según el prototipo mostrado porque ya en las últimas versiones se mostraba con 200 proyectiles, también tenían dos bombas las cuales igualmente variarán según la versión pudiendo ser de 227 o 450 kilogramos, además de ocho cohetes de 75 milímetros.

Hawker Tempest

Historia

Mientras se estaba creando el Hawker Typhoon ya se estaban estimando los problemas que podrían surgir y las medidas que se tomarían para solventarlo ya que a pesar de que este tenía un buen rendimiento la empresa fabricante, Hawker Aircraft, sabía que podía mejorar su rendimiento, de esta manera se comenzó con la construcción de lo conocido como el Typhoon II que no era más que la evolución de este.

Desde el año 1940 los ingenieros se hallaban tratando este tema, intentando darle solución a problemas que presentaba en su ala trasera, así como poca elevación debido a la fuerza pobre del motor que utilizaba. El ingeniero Sydney Camm estuvo a cargo de todas las operaciones que giraron en torno a este y era quien autorizaba la incorporación de nuevos materiales o armas en su fabricación.

Fue volada por primera vez en septiembre del  año 1942 la primera versión de este avión de caza, la cual desde un principio gusto a los que serían sus usuarios, pero la empresa fabricante siempre tuvo deseos de superación por lo que no dejo de superarse cada vez más, llegando a mostrar diversos prototipos con opciones para que se adecuarán cada vez más al escenario que estaban viviendo.

Incluso en el año 1945 cuando la guerra ya estaba llegando a su fin se estaba realizando la fabricación de lo que sería el último diseño de este modelo de avión de caza. Se convirtió en uno de los más famosos por su resistencia, velocidad y diseño totalmente moderno. Perteneció a la Royal Air Force durante todo su tiempo en servicio y al finalizar la guerra participó en varios escenarios hasta que finalmente en el año 1953 fue retirado totalmente de servicio.

Hawker Tempest

Operaciones

En total existieron alrededor de 1.700 ejemplares de este avión de caza en sus diferentes presentaciones. De todos los prototipos presentados por Sydney Camm el Hawker Tempest V fue el que tuvo mayor actividad durante la guerra aunque su número no era muy alto era el que tenía mayor efectividad a la hora de los combates. Sus actuaciones más destacadas surgieron a partir del 1944 cuando se hallaban en varios escuadrones de la RAF.

En el condado de Kent se formó el primer asentamiento de este tipo de aviones en una división de combate, comenzaron a realizar la misma tarea que hacia el Typhoon pero con mayor velocidad y dejando daños más severos lo que ocasiono su reemplazo. Ya a mediados del año tuvieron su primer desafío elemental, el cual era lidiar con los misiles arrojados por el Tercer Reich de Alemania, para lo que demostraron ser excelentes derribando más de 600 ataques. (Ver articulo: Tercer Reich)

Aunque su actuación fue excelente contaban con problemas con el motor y con propensión a los incendios, es decir, un simple impacto podría hacer que esta nave explotara pero muy pronto se tomó medidas sobre este asunto. Su principal contrincante fueron los aviones de la Luftwaffe con los que entraban en combate bastante a menudo. Su base se encontraba situada en Holanda.

Su actuación durante su primer año de servicio fue destacada ya que lograron derribar 50 aviones de caza alemanes y 89 locomotoras y solo se calculó la pérdida de 20 Hawker Tempest, esto lo hizo perteneciendo al ala de caza N 22 el cual era el único organismo que no pertenecía a la RAF y tenía estas aeronaves en su haber.

Los alemanes atacaron de manera sorpresa durante la Operación Bodenplatte lo que significó una victoria alemana momentánea.Pero para sopesar esto los Tempest entraron rápidamente en acción diseñando una forma de fuerza táctica, y aunque perdieron alrededor de 50 pilotos pronto lograron alcanzar sus objetivos y derribar varios enemigos alemanes.

Sin embargo se notaba que la fuerza a la que se enfrentaban estaba siendo superior tanto en armamento como en velocidad por lo que la táctica rata como había sido llamado el ataque británico fue interrumpido ya que contaban con diez perdidas en menos de diez días de batalla. El piloto que más naves enemigas logró derribar pertenecía a la Fuerza Aérea Canadiense y fue puesto en prisión, pero pronto liberado ya que se aceleró el final de la guerra.

Se dice que la participación del Hawker Tempest fue determinante en la victoria aliada ya que a pesar de llegar a la escena un poco tarde tuvo una interesante y notable participación debilitando definitivamente las fuerzas alemanas que ya estaban flaqueando lo que con seguridad aceleró el fracaso de las mismas.

Hawker Tempest

Prototipos

Este fue un avión de caza que se presentó en muchas versiones, una siempre intentando mejorar a la otra, en principio con la intervención del ministerio del aire, los que cuando se ordenó la fabricación de este pidieron que fueran presentados seis prototipos, cada uno con un motor diferente ya que estaban totalmente familiarizados con los retrasos y problemas con los motores y querían tener varias opciones para hacer frente a una contingencia.

Esta idea no fue del todo desacertada ya que gracias a esta iniciativa comenzaron a dar rienda suelta a la imaginación y a establecer todas las mejoras posibles para un avión de esta categoría. En un principio el Hawker Tempest intento solo mejorar al Hawker Typhoon, pero más adelante comenzaron a trabajar para superar cada uno de los prototipos mostrados. En un principio solo eran detalles de motor, pero luego fueron cambiando.

Las mejoras fueron abarcando parte del diseño, cambiando la cabina del piloto, así como la puerta de esta, también los radiadores, el tanque del combustible y demás temas relacionados con diseño. Era tal el avance de este avión que en cuanto se presentaba un prototipo inmediatamente comenzaba la fabricación de uno nuevo o comenzaban a surgir posibles mejoras para hacer del recién presentado algo mejor y con mayor capacidad de operatividad.

Cada uno de los prototipos mostrados por los fabricantes significaban un gasto de producción, pero al ser este un avión tan efectivo el gasto se convertiría muy pronto en ganancia. Fue presentado como un asombroso avión con una potencia y velocidad maravillosa. Muchos de los prototipos comenzados no llegaron a ser terminados y otros no estuvieron listos a tiempo por lo que no participaron en la segunda guerra mundial.

 Hawker Tempest

Los prototipos del Hawker Tempest más nombrados con mayor relevancia dentro de las fuerzas durante la guerra, son los siguientes:

Tempest Mark II

Sydney Camm y su equipo comenzaron con los planes para la preparación de un Tempest más avanzado y más rápido, lo que hizo que este modelo tuviera un motor Bristol Centaurus de 18 cilindros el cual nada tenía que ver con el que presentaba el modelo original. De este modelo se presentaron dos prototipos en los que no solo cambió el motor sino también la cabina donde se alojaba el conductor haciéndola más segura.

Este motor Centauro era mucho más rápido gracias a que tenía a los lados una salida de aire parecidas a unas agallas que hacían que los compresores liberaran el aire acumulado durante el vuelto y evitan el sobrecalentamiento habitual en la presentación original. Tomaron como referencia al Focke-Wulf Fw 190 para hacer las pruebas del motor y este resulto totalmente efectivo y eficaz.

Su primer vuelo fue el 28 de junio de 1943 con este motor y la habitual hélice de cuatro palas. El primer ejemplar físicamente se parecía muchísimo al Typhoon, con timón y aleta, pero la segunda presentación cambio un poco el diseño y mostró la aleta dorsal ampliada. Este era una idea excelente, pero presentaba igual problemas ya que el motor producía vibraciones incómodas para el piloto por lo que tuvieron que cambiar el montaje del motor y añadirle amortiguadores de goma.

También se le cambio la hélice cuatripala por una de cinco palas. Aunque se evitó el calentamiento del motor comenzaron a surgir problemas tales como mala lubricación, problemas en el escape y otros. En Hawker Tempest II había sido diseño para participar en el teatro del sudeste asiático, pero por problemas de retraso en la producción esto no fue posible, y la producción se dividió entre Hawker Tempest II con motor Centaurus y otros con motor Bristol y esto en vez de agilizar la producción la hizo mucho más lenta.

Hawker Tempest

Ya se acercaba el fin de la segunda guerra mundial y habían sido construidos muy pocos y todas habían sido asignadas a la Tiger Force para pelear contra Japón. En este momento la producción de esta versión fue detenida. Sin embargo, estos fueron más rápidos y más ligeros que los que comienzan a surgir más adelante y con el diseño más ergonómico. 97 ejemplares de estos pertenecieron a la fuerza aérea de India y 24 formaron parte de la fuerza aérea de Pakistán.

Tempest MK V

A principios del año 1943 se inició la producción de los Hawker Tempest Mk, uno de los más famosos de este fue el V, este también tuvo retrasos en su puesta en servicio, pero fue debido a que se encontró una falla relacionada con el ala trasera y no conseguían la manera de solventar. El 21 de junio de 1943 se estrena el primer ejemplar de este, lo vuela Bill Humble y a raíz de este se fueron presentando otros más, pero siempre como experimentos para realizar las modificaciones necesarias.

Con estas modificaciones se le añadió la artillería que utilizará en la guerra y finalmente fue aceptado formalmente en 1944, se incorporaron al ejército 100 ejemplares de esta versión, pero no se detuvieron las mejoras y avances, llamaron a este primer lote los Hawker Tempest V 1s y de inmediato se comenzó con la producción del 2s, a la que le mejoro el fuselaje que mas tarde pasó a ser desmontable.

A la cabina se le añadieron mecanismos de seguridad. Los primeros 100 ejemplares tenían el cañón de fabricación Suiza Hispano Mk IIs de 20 milímetros, pero la serie que lo sucedió tenían el Hispano Mk Vs de cañón corto con ruedas. También se le añadió un sistema de comunicación mediante una antena ubicada en el puerto, se utilizaba la mira reflectora tipo I.

Hawker Tempest

Dos ejemplares de este, luego de la guerra siguieron en los astilleros donde comenzaron a realizarle cambios y modificaciones, añadiéndole un motor Napier Sabier Vs y distintos radiadores, con lo que lograron mejorar muchísimo su velocidad y resistencia en combate, así como la incorporación de una pistola antitanque, pero esto nunca fue inaugurado.

Esta versión llegó a considerarse el mejor caza de la segunda guerra mundial, las diferencias con las versiones anteriores eran notables, poseía 4 cañones, podía cargar hasta 1000 kilogramos de bombas o combustible ya que sus tanques también eran más amplios.

Tempest Mk VI

La última versión del Hawker Tempest fue el VI, en la fabricación de este intervinieron todos los grupos de ingeniería que habían participado en las fabricaciones anteriores. Fue dotado con un motor Napier Sabre versión V y ya que era un motor mucho mas potente tuvieron que hacer importantes cambios en sus radiadores, colocando unos más grandes para favorecer el enfriamiento y el filtro del aire a la largo de los carburadores.

Las alas traseras fueron fortalecidas y se le añadió un sistema de resortes que hacía que su manejo y movimiento fueran mucho más sencillos. Todos estos cambios y mejoras surgieron a partir de un prototipo del Tempest V, que fue enviado a Egipto donde se realizaron algunas pruebas y durante el año 1945 estos se comenzaron a poner a prueba de mano de la RAF, la cual lo aceptó gustosamente como habían aceptado la presentación anterior.

Hawker Tempest

Cuando la guerra estaba en su punto más fuerte se ordenó la incorporación de 250 ejemplares para las RAF pero el fin de la guerra llegó de forma apresurada sólo alcanzando a construirse 140. Se pensaba que este había sido un avión para remolque debido a su motor de pistón, único en la guerra pero no existen documentos que avalen tal suposición, sin embargo, al finalizar la guerra los ejemplares que habían sido construidos se dedicaron a esto hasta el momento de su salida de servicios.

Dejar Comentario