≡ Menu

Guerra Civil Española: Causas, Consecuencias, Batallas y Mucho Más

La guerra civil española, o guerra de España, también aludida por los españoles como Guerra Civil insuperable, fue una lucha social, política y bélica, que más tarde influiría en una emergencia financiera que se liberó en España después de la decepción fraccionaria, del revés del 17 y 18 de julio de 1936 completado por una pieza del Ejército contra la legislatura de la Segunda República.guerra civil española 1

Antecedentes

En enero de 1930, el general Miguel Primo de Rivera percibió la decepción del fascismo que había organizado en septiembre de 1923 con la ayuda del gobernante y se rindió. Alfonso XIII en ese momento delegó al general Dámaso Berenguer como líder de la legislatura, sin embargo, he descuidado restaurar el gobierno a la «tipicidad protegida» (este período era conocido como «Dictablanda») y fue reemplazado en febrero de 1931 por el almirante Juan Bautista Aznar. , quien llama a las decisiones de la ciudad para el domingo, 12 de abril.

Las decisiones se ganan en las comunidades urbanas por las nominaciones republicano-comunistas surgidas del Pacto de San Sebastián de agosto de 1930 y el martes 14 de abril el Rey Alfonso XIII, ante las preguntas de la Guardia Civil y el Ejército para utilizar el poder para detener lo incalculable signos prorrepublicanas que surgen las comunidades urbanas fundamentales, abandonan la nación. En Madrid, la «junta progresista» republicano-comunista anuncia la República y espera el control como el Gobierno Provisional administrado por Niceto Alcalá-Zamora.

En el bienio primario de la Segunda República española, la nueva Constitución republicana y la coalición legislativa de los republicanos de izquierda y comunistas dirigidos por Manuel Azaña, dieron forma el 15 de diciembre de 1931 tras despedir al Partido Republicano Radical su cooperación en la misma por estar en conflicto con la congruencia en la administración de los socialistas, desarrolla los cambios iniciados por el Gobierno Provisional, cuya intención es modernizar la realidad financiera, social, política y social española. El nuevo gobierno se formó después de la carrera de Niceto Alcalá Zamora como Presidente de la República, quien afirmó a Manuel Azaña como Presidente del Gobierno.(ver articulo Alejandro I de Rusia)

No obstante, durante la guerra civil,  la amplia variedad de cambios adoptados por el gobierno «socialista» fue vista por las reuniones sociales y corporativas que intentaban «salirse» de sus posiciones adquiridas: los terratenientes, los enormes representantes, prestamistas y jefes, la Iglesia Católica, el las solicitudes religiosas, la evaluación católica, el sentimiento monárquico o el militarismo «africanista». El último fue hecho en agosto de 1932 por el general Sanjurjo.

La coalición conducida por Azaña es fija y se convocan elecciones para noviembre de 1933, en el que las damas votan a favor del primer paso, que son ganadas por el conservador católico de la CEDA y por el derecho de concentración republicano del Partido Radical Republicano de Alejandro. Lerroux Así el gobierno con el objetivo de «corregir» los cambios del bienio primario, no soltarlos, para fundir a la República a un lado «accidental» (que no se anunció monárquicamente, a pesar de que sus sensibilidades estaban con el Monarquía, ni republicana) habló con la CEDA y el Partido Agrario, que le dieron su ayuda parlamentaria. (ver articulo batalla de Marengo)

La revolución de octubre de 1934 amplió los sentimientos de temor en el gobierno radical-cedista de que un esfuerzo esperado en una «transformación bolchevique» terminaría triunfando. Esto enfatiza el peso en el Partido Radical de todos los arreglos más claramente representativos o contrarrevolucionarios. Finalmente, las ocasiones de octubre de 1934 persuadieron a la CEDA de que era importante lograr la administración de la legislatura para dar al «dictador el turno» que requería la administración, como lo indicaban.

El pionero de la CEDA, José María Gil Robles, descubrió su oportunidad cuando estalló la indignación del mercado clandestino y la empresa Nombela que hundió a Lerroux y al Partido Radical Republicano, del que no podría recuperarse. En todo caso, el Presidente de la República Alcalá Zamora se negó a ofrecer capacidad a un impulso «accidental» que no había transmitido su devoción a la República y dependía de la disposición de una legislatura a un autónomo de su certeza, Manuel Portela Valladares, que enmarca el 15 de diciembre es una oficina de derecha republicana que mantiene el poder oficial hasta que Alcalá Zamora convoca decisiones para el 16 de febrero de 1936. (ver articulo batalla de Lepzig)

En la guerra civil española, el efecto posterior de las carreras de febrero de 1936 fue una diseminación de votos excepcionalmente ajustada con un leve punto de vista preferido de la izquierda (47.1%) sobre la derecha (45.6%), mientras que la mitad se restringió al 5.3%. Sea lo que fuere, dado que el marco constituyente ofreció la necesidad a los campeones, esto produjo una parte más agradable para la coalición del Frente Popular.

Características

Mientras trascurria la guerra civil, las guarniciones nacionales, tras la fuga de Alcazar de Toledo el 27 de septiembre de 1939 se encontraron frente a Madrid con una guarnición lluvia y combativa. Bien defendida por el general Miaja, la caudal de España venció el batiente con protección de las primeras Brigadas internacionales, erigiéndose en el símbolo internacional de la paciencia al fascismo.

La certidumbre de los rebeldes de un asalto por trauma se había desgarrado en la caudal de España y solo quedaba anexar por el ámbito de una Lara obra guerrero de deterioro. La estabilización del frente llevo a los contendientes a rastrear la aportación extranjera para partir el aspecto muerto. Los locales confirmaban buques a Hitler y Mussolini, y la republica adquiría naves especiales y arsenales en Paris que completaban el viejo material proporcionado por la juntura soviética. (ver articulo Maximiliano I)

En el siguiene video, un resumen de la historia de esta guerra:

En la guerra civil, la germinación de los nuevos ejércitos En el mandato nacional la sentida guerrero fue estricta y a finales de noviembre todas las unidades formaban unidades insulsos, no obstante siguieran manteniendo sus denominaciones, enseñas y rasgo ideológico. En El grupo republicano el microorganismo del nuevo ejército lo constituyo el botellín acantonamiento formado por 25000 viriles y fue el eje del nuevo ejército popular, área de mesnadas alineada tras la toma del regimiento de la casualidad, de Madrid, por iniciativa del partido marxista y bajo la línea de oficiales de Umra.

El 27 de septiembre se reorganizo el ejército, creando un Estado Mayor Central, y la militarización de las huestes populares. Más tarde (noviembre 1937) se crearon partes como gran unidad general. En todas las unidades existía un comisario político, encomendado de supervisar la moral y la rectitud política de los contendientes. Lo más bonito fue que, cerca de figurones y oficiales gremiales de gran renombre pronto destacaron gobernantes luchadores salidos de las distribuciones Sindicales. (ver articulo André Masséna)

Entre ambos ejércitos los combatientes externos contribuyeron a afianzar su juicio de estrategia y cimentación durante la guerra civil. Con la importante diferencia de que, mientras tanto que en el mandato nacional los combatientes marroquíes, italianos y alemanas constituían áreas comunes de sus ejércitos, en el pedrusco republicano la canalla de espontáneos se enrolo individualmente o en pequeños órdenes. La recriminación y el genocidio del enemigo Las facturas sumarias en zaga fueron uno de los ademanes más atroces de la guerra civil.

Tuvieron flamante talante en ambas provincias. Los asesinados se contaban por miles. Los historiadores tienen grandes dificultades para conciliar el espectáculo real de damnificadas. El 6de noviembre de 1936 tuvo sitio uno de los lances más angustiosos de la Guerra Civil en la extensión republicana: las sarracinas de paracuellos del Jarama. (ver articulo Enmanuel Joseph Sieyes)

Aqui mas informacion sobre este famoso suceso historico que ocurrió durante la guerra civil española:

Cuando el levantamiento regional se convirtió en cruzada los insurgentes buscaron una exculpación ideológica con la que amparar sus batallas y agrandar el espectáculo de partidarios. La eliminación en el frente ártico Malogrado su objetivo de comer Madrid, Franco buscaba una conquista en el frente rumbo, adonde los nacionalistas vascongados, que acababan de conseguir el precepto de libertad, organizaron con otras ceremonias políticas su natural Ejercito.un ejército enjaretado, mal pertrechado y en agravante con respecto a las baqueteadas guardias nacionales, que se jugaban ante Bilbao el renombre internacional y una parte del refluido final de la erradicación. (ver articulo la tercera coalición)

En 1937 Mola principio la ofensiva definitiva contra Bizkaia, bombardeando Gernika- Lumo con naves especiales arios que venían de mandamiento de Franco.el 19 de julio cayó Bilbao en aptitudes de las cuadrillas navarras. Batallones nacionalistas, se negaron a acosigar luchando por la republica en otras glebas. En granos términos, Cantabria y las extracciones asturianas quedaron bajo el contorno de los Franquistas.

Durante 1937 la alergia del ejército republicano tuvo dos decorados principales: en el frente del emporio, en la batalla de gualadajara derrotaron a las columnas nacionales e italianas que intentaban intimidar Madrid. Las ofensivas en Aragón Tras la depresión del frente norte, el suministro militarista había escriturado un acuerdo de no intervención en la riña, que dependerá en exclusiva de los pedidos intermitentes de la Urss.

Franco concluyo la eliminación, para finalizar de personalizar a su caché los paises conquistados; tampoco Negrin quería rendirse entretanto consiguiera perdurar un ejército en el estadio de batalla. A lo largo de las primeras semanas de 1938, Franco oriento la disputa hacia el mediterráneo a través del valle del Ebro y tras la batalla de Teruel, los nacionales llegaron a Castellón, quedando dividido en dos el paraje Republicano. 

La batalla del Ebro fue la más larga y sangrienta de la pelea, y durante cuatro meses entreambas resoluciones se mascaron entre si incluso citarse absolutamente destrozadas las mejores guarniciones republicanas. La decadencia de Cataluña y el remate de la lid Tras la honora del Ebro a Franco no le resulto inasequible escalar sobre Cataluña, defendida por un ejército maltratado y de bajo moral. (ver articulo la batalla de vitoria)

Girona cayo en febrero, desapareciendo así el frente de Cataluña. Las tropas internacionales ahora se habían licenciado de una disputa crápula y un difícil extrañamiento acogía a cuerpos de castellanos fieles al ideario Republicano. Perdida toda salida de una paz ensalzadora, el coronel Segismundo Casado, encabezo un cardenal de Estado contra su gobierno y puso límite a la política de resistora, ordenando la rendición de Madrid, adonde entraron las brigadas nacionales el plazo 28 de marzo. El uno de abril de 1939 termino la desavenencia.

Aqui mas de la historia de esta impactante guerra:

Esquema

en el siguiente esquema, se puede apreciar cual fue el curso de los acontecimientos de lo que hoy se conoce como guerra civil española.

Bandos

En la guerra civil española, Aunque se habia hecho negociación de un libreto harto polemizado, la colectividad de los historiadores calculan que un 70 % de los 15 000 dirigentes y oficiales en activo en 1936 combatieron en el partido sublevado (1236 fueron fusilados o encarcelados por ser desabridos al mandato vencedor en cada lugar), entretanto que, por el contrario, la máximo parte de los 100 generales no se sublevaron. (ver articulo la batalla de Borodino)

De los 210 000 mercenarios de columna y suboficiales que teóricamente formaban el ejército regular en 1936, unos 120 000 quedaron en la división rebelde, empero lo más decisivo fue que entre ellos se encontraban los 47 000 que formaban el Ejército de África que constituían las mejores guardias del ejército español.

La Guardia Civil, por su parte, quedó harto bifurcada entre los indulgentes y los rebeldes a la República. En el monolito sublevado el ejército alcanzó en seguida la unidad de poder y dominó absolutamente la biografía civil de la lista facciosa, que ellos llamaban faja nacional.

La muerte en un accidente de aviación en los exteriores vencimientos del cardenal del general Sanjurjo, que era el guerrillero elegido por sus concomitantes para abanderar la rebelión, hizo que el timbre en la región amotinada quedara entonces espolvoreado entre los generales Emilio Mola y Francisco Franco, aunque solo dos meses seguidamente, el 1 de octubre, el general Franco asumió el llamador único general y político (el general Mola murió en otro accidente de avion al año subsiguiente, el 3 de junio de 1937). 

En cuanto a la protección extranjera, durante la guerra civil, el grupo sublevado recibió honoras de todo dechado y naves especiales prácticamente desde el primer vencimiento por parte de la Alemania fascista y la Italia Fascista, a la que pronto se añadieron unidades guerrilleros completas  en un flujo continuo que de ningún modo se detuvo a largo de la extirpación. Por su parte el edicto republicano no pudo cronometrar con prácticamente ninguna área guerrero completa anatómica y rígida con todos sus caudillajes y suboficiales y durante los iniciales meses la eficacia luchador que se opuso al ejército sublevado.

Tras la energía del gobierno de José Giral de doctorarse a las huestes para olvidar que la algarada se extendiera, estuvo constituida por continuaciones improvisadas integradas por individualidades sueltas y por las huestes de las estructuras obreras, que cuando estaban mandados por oficiales de arteria estos a menudo suscitaban desconfianzas de abjuración entre los beligerantes.

Aqui mas informacion sobre los bandos implicados en esta importante guerra civil:

Fue a partir de la batería del gobierno de Largo Caballero el 5 de septiembre de 1936 cuando se inició el sumario de locución de un verdadero ejército, con la militarización de las bandas y su integración en las Brigadas Mixtas, primer acercamiento para la génesis del Ejército Popular que solo se logró tras la superación de la explosión de los «sucesos de mayo de 1937» y la batería a fila del gobierno de Juan Negrín.

Causas

En referencia a la guerra civil española, se cuenta que en las disyuntivas generales del 16 de febrero de 1936 se manifestó la polarización de la fuerza política, que comenzó con la destruida Revolución de 1934 y la consiguiente recorrida. La babora se presentó adyacente en una agrupación denominada Frente Popular que abarcaba desde la Unión Republicana de Diego Martínez Barrio incluso el Pce, pasando por el Psoe, Erc y la Ir de Manuel Azaña.

A partir de ese santiamén se desató una avalancha reivindicativa con abundantes huelgas y algunos fuegos y damnificaciones. Pronto entraron en actividad grupos paramilitares falangistas a los que se enfrentaron los grupos paramilitares metódicos por la babora obrera.(ver articulo la batalla de Kinsale)

Se ha aparecido a explicar que nada más en el mes de febrero de 1936 se contabilizaron 441 homicidios en todo el departamento, una cantidad no corroborada por ningún otro historiador y que, comparada con las que se suelen acelerar, es a todas inteligencias desmedida.

En el siguiente video, se especifican las causas de esta guerra civil que marcó la historia de españa:

Aviones

El Nieuport-delage Nid 52 fue un avión de cacería esquematizado y fabricado en Francia y bajo libertad en España en la división de 1920. Este biplano monoplaza, sirvió en las ceremonias aéreas de España, Al reventar la guerra civil española, cuatro flotillas igualmente estaban dotadas con este boato, que ahora resultaba atrasado. De hecho, por aquellas datas existía el boceto de sustituir este avion en colchoneta al Hawker «spanish» Fury, aunque el esquema quedó paralizado con el comienzo de la guerra.

La Aeronáutica Militar en julio de 1936 disponía de unos cincuenta Nid 52. La totalidad quedaron en posesion de las Fare (Fuerzas aéreas de la República Española), a excepción de algunos ingenios que fueron capturados por los rebeldes. El grupo sublevado se hizo con 11 utiles, incluidos 3 naves especiales que el 21 de julio aterrizaron por error en el Aeródromo de Armilla. A pesar de la dirección original de los republicanos, los Nid 52 fueron rápido superados por las recién llegadas partidas italianos Fiat C.r.32 al retrete de los rebeldes.

La máximo parte de las degeneraciones republicanas no se produjeron en combate contra las nuevas búsquedas italianas y germanos, sino por accidentes, principalmente cuando estas naves especiales eran pilotadas por opcionales foráneas que no estaban frecuentes a la dificultad de su pilotaje.

Entre agosto y septiembre de 1936 las consolidaciones de la Hispano-suiza en Guadalajara montaron 10 unidades más utilizando obras de recambio. En el invierno de 1936-1937 los estrépitos restantes fueron relegados a verificar subordinaciones secundarias como preparadores y pareja costera.

Todavía se les vio operar momentáneamente durante la Batalla de Guadalajara, cuando hostigaron la retirada italiana. Hacia 1938, al no sujetar este sujeto ningún mérito como nave espacial de combate, los restantes fueron comisionados al desguace. Ninguna nave espacial sobrevivió a la contienda.

Fechas

17 de julio de 1936: es cuando tiene enclave el pronunciamiento marcial en Marruecos contra el gobierno de la segunda república instaurada por aquel entonces en España, de la cuales fueron fusilados copiosos fieles a este régimen político, dando emplazamiento a la guerra civil.

21 de julio de 1936: para esta data el partido franquista ahora tenía equilibrada la provincia española de Marruecos, las ínsulas de Gran Canaria y Baleares, exceptuando Menorca. En lo que al interior de la Península se refiere todavía están vil cuidado la faja de Navarra, Galicia, Castilla y una estrecha parte de Andalucía, siendo Sevilla la única capital de zona adonde se produjo el prestigio por parte de las energías territoriales, dado que tanto en Barcelona como en Madrid fracasaron. Asturias, País Vasco, Cantabria y Cataluña se mantenían entretanto fieles a la República.

25, 26 y 27 de julio de 1936: se empiezan a albergar las primeras becas por parte de los estados confederados, Francia apoyando al partido republicano y Alemania e Italia al mandato nacional.

15 de agosto de 1936: Desde Sevilla el pedrusco sublevado partió en administración rumbo para encadenar sus redundancias con las del general Emilio Mola, así de esta manera tuvo pueblo la Batalla de Badajoz, que terminó cayendo por lo que precede las tesituras regionales del general Yagüe.

27 y 28 de agosto de 1936: empiezan a entregarse los prístinos hostigamientos en la villa de Madrid.

28 de septiembre de 1936: tras estar durante más de 70 momentos de reconocimiento el general Varela toma victoriosamente el Alcázar de Toledo liberando a sus compinches sitiados. Ese hecho fue crucial porque significó el desafío militarista de las brigadas alzadas sirviéndole a Franco para reivindicar su mando y nombrarse Jefe del Estado y comandante tribunal del monolito territorial.

8 de noviembre de 1936: comienza la Batalla en Madrid, y para ello las piezas del Museo del Prado al ajuntar de favor español, para que no les ocurriese nada se trasladan a Valencia.

2 de diciembre de 1936: tras la rúbrica de abundantes países del comité para la no intervención en dicho combate, se para la llegada de asiento caudillo y material de bomba para los dos bancos. Posteriormente estados como Italia o Alemania desobedecerán y continuarán mandado contribución marcial.

Batallas

En el curso de esta guerra, muchas batallas tuvieron lugar, todas ellas con su historia particular. Cada una de ellas con su historia y cronología particular y a su vez, con una participación y resultado especifico en este importante suceso histórico.

Canarias

El miércoles 15 de julio el general Franco, Comandante General de Canarias, recibe en Santa Cruz de Tenerife la noción de que el avión Dragon Rapide que ha de trasladarle al Protectorado español de Marruecos para dirigir el Ejército Español de África, ahora se encuentra en el aeropuerto de Gando en la ínsula de Gran Canaria.

En Las Palmas se declara la huelga general sin embargo el test de algunos clanes de artesanos de alcanzar al Gobierno civil es  impedido por las operatividades generales. En Santa Cruz de Tenerife, adonde se encuentra el general Orgaz por haber sido apartado allí por montón del gobierno, la correa obrera al shock es decano y las huestes han de nacer a la carretera.

Ese mismo vencimiento 18 de julio se da a entender en Tenerife un Manifiesto fechado por el general Franco en el que justifica el motín marcial y que termina con vivas a España y al «honrado estado español».

A mediodía el archipiélago canario está bajo el examen de los insurrectos. A las diez de la porvenir del sábado 18 de julio se recibe en Santa Cruz de Tenerife un telefonema del coronel Eduardo Sáenz de Buruaga desde Tetuán en el que se comunica que todo el Protectorado de Marruecos está bajo el ejercicio de los reacios y de que el nave espacial que ha de causar al general Franco inclusive allí puede arriar sin trances en el mismo Tetuán o en Larache.

A ambas de la tarde de ese recorrido despega de Gando el Dragon Rapide viento a Casablanca a adonde llega hacia las nueve de la sombra, luego de repostar en Agadir (la parentela del general Franco había comprometido en el tablero ario «Waldi» que les llevaría a Lisboa). Después de reposar en Casablanca el general Franco hace su invitación en Tetuán, la caudal del Protectorado, a las siete y media del venidero del domingo 19 de julio, posteriormente de que su nave espacial hubiera descendido sin popularidad.

Golpe de estado en Sevilla

El dia 18 de julio a ambas de la tarde una parte de la guarda de Sevilla se sublevó contra el Gobierno. El viaje atrás los golpistas del Ejército Español de África se habían comisionado del protectorado español de Marruecos empero en la Península no había habido igualmente ninguna rebelión.

Los golpistas sevillanos arrestaron al general José Fernández de Villa-abrille, que estaba al poder de la Ii División Orgánica y por tanto de todo el Ejército en Andalucía, y pusieron en su pueblo al general Gonzalo Queipo de Llano. El gobernante Varela se rindió a las ocho de la tarde y en las horas subsiguientes se rindieron sucesivamente el acantonamiento de la Guardia de Asalto y la basa de Tablada.

Entre tanto otras guardias de Andalucía se habían soliviantado tras cobrar la señal de Queipo de Llano. El atentado triunfó en Córdoba y en la demarcación de Cádiz, y fracasó en Málaga. Sin embargo el apoderado de los guripas se pasó a los indóciles y el 19 por la futuro tendió una emboscada a los mineros, a los que aniquiló en la Pañoleta.

Por su parte los insurgentes sí que recibieron bordados: comitivas de la Legión y de Regulares comunicaciones por gleba y por viso. El momento 20 los generales golpistas lanzaron asaltos contra Triana y contra la entrada de San Marcos, siendo los dos repelidos. Al trayecto subsiguiente una nota ofensiva sobre Triana, con más brigadas y más corporal, acabó con la tolerancia del suburbio.

El término 22 los golpistas asaltaron y tomaron la Macarena y los restantes distritos prudentes por las catervas de babora. Durante estos combates los reacios fusilaron a todo resistente o sospechoso de serlo, muriendo un vigilante casto de beligerantes y de civiles. En los meses subsiguientes continuaron los fusilamientos, estimándose que fueron ejecutadas entre 3000 y 6000 cualquieras.

Batalla de Madrid

En Madrid se encontraba la principal unión de vivacidades guerreros. La administración luchador nacional se componía de los regimientos de la I División Orgánica, once cuarteles, cuatro regimientos tolerantes, dos comités de artilleros especializados, las ceremonias y pensiles dimisionarios y de jurado de ejército, el comercio de Remonta, algunas academias caudillos y la sucursal de los ejércitos.

En bacinete guardián de la propia capital había acantonamientos como el de Conde Duque o el Cuartel de la Montaña, empero la colectividad de ellos se encontraban en la orilla de la villa: en Campamento, El Pardo, Vicálvaro, Leganés, Carabanchel, etc. En los aledaños de Madrid asimismo se encontraban los aeropuertos caudillos de Getafe y Cuatro Vientos con ocho flotillas operativas, unido con el recién abierto de Barajas, de estilo civil.

En total la vigilancia de Madrid se componía en exposición de unos 8000 machos, más 6000 efectivos de las valideces de precepto público. La educación de última hora comisionada, natal de Mola a los tres generales de Madrid es la de contemporizar con el Gobierno incluso la arribada de multitudes del ideal, y en albur de hallarse copados despegar las columnas de los acantonamientos y encaminarse a la Sierra de Madrid.

El General Fanjul gracias al sentido de los episodios pensaba correr a Burgos, sin embargo una turista del comandante Castillo a su morada le hizo virar de opinión y se personó a mediodía del domingo 19 de julio en el Cuartel de la Montaña vestido de paisano y escoltado de su cachorro. Durante estas horas intentó pirarse con el Campamento de Carabanchel, luego se interrumpió la cablegrama al ser intervenida por el Gobierno.

El ministro de la Guerra inmediatamente había organizado al coronel Serra, al pulsador del regimiento, que los entregara no obstante se negó terminantemente y la Dirección General de Seguridad cortó las nuevas del regimiento. Su prohibición a hacerlo señaló el advenimiento de la sedición caudillo en Madrid. Unos minutos más tarde apareció una enseña blanca en una de las persianas y el raudal avanzó hacia el bloque para albergar la esperada rendición. Pero fue querida con fuego de fusilería y metralletas, causando muchas bajas, hecho que se repitió dos sucesiones más y que enloqueció a los asaltantes.

La cuestión de las insignias se debió más a la maraña reinante internamente de los sitiados que a una voluntad premeditada. Murieron variados centenares de los defensores, entre ellos el Coronel Serra, mientras tanto que 12 oficiales llagados sobrevivieron al ahorcamiento y otros 14 fueron acontecimientos dominados, siendo delegados a la Cárcel Modelo. El general Fanjul pudo ser desnudado de allí con dificultad para ser juzgado por rebelión caudillo. La declinación del acantonamiento de la accidente fue el icono de la conquista gubernamental y de las canallas obreras frente a la algarada.

En este video, algunos datos interesantes sobre la batalla de Madrid, ocurrida durante la guerra civil española:

Campaña de Andalucía

En Andalucía el ataque de estado triunfó en la ribera baja del Guadalquivir, Sevilla, Cádiz, Huelva y en parte de la circunscripción de Córdoba, incluida la capital, sin embargo fracasó en las otras cuatro comarcas, aparte en la población de Granada, quedando esta comarca y las de Málaga, Almería y Jaén, con sus respectivas caudales, del costado del mandato simpatizante a la República.

«El cuidado de Andalucía occidental fue cardinal para el futuro del levantamiento, ya que actuó, en verdad, de capital de puente para el traslado tenue y naval a la Península de las energías de Marruecos». En Cádiz el administrador general, el general López-pinto, tras vestir en ósculo con el general Gonzalo Queipo de Llano que encabezaba la sedición en Sevilla, caudal de la Ii División Orgánica.

Comenzó la sedición a mediodía del sábado 18 de julio, sin embargo el que tomó el gobierno de las operaciones fue el general José Enrique Varela, que desde el mes de abril estaba exiliado en Cádiz por ordenamiento del mando, como sospechoso de tratado de un shock de estado.

Varela ya bloquea el istmo que une la aldea con calle firme, se apodera de la radiante Radio Cádiz y ordena echar contra los bloques del Ayuntamiento y del Gobierno Civil empero no consigue que el administrador civil, Mariano Zapico Menéndez, guerrillero retirado, se rinda.

En este video, algunos datos interesantes sobre esta campaña:

Mientras tanto pequeños muchedumbres de simpatizantes a la República levantan defensas en el círculo de la capital y se producen algunos abrasamientos. A las seis del lejano del viaje subsiguiente, domingo 19 de julio, desembarcan en el atracadero de Cádiz un Tabor de Regulares y un Escuadrón sin caballos natales de Ceuta a lado del aniquilador Churruca (cuya marinería se acabaría amotinando contra sus oficiales alzados) y el mercante «Ciudad de Algeciras». Ante la arribada de estos burujos el gobernante civil se rinde y el consistorio y el Palacio de Comunicaciones son invadidos poco luego por las energías sediciosas.

En la capital de Córdoba el coronel Ciriaco Cascajo siguiendo enseñanzas del general Queipo de Llano subleva su acantonamiento y proclama el estado de lucha a las cinco de la tarde del sábado 18 de julio. Después de atribuirse el favor de la Guardia Civil, ordena cañonear el bloque del Gobierno Civil y el gobernante civil Antonio Rodríguez de León se rinde casi de conexo. La capital queda bajo el cuidado de los indóciles no obstante una parte importante de la división se mantiene fiel a la República.

Los oficiales desobedientes obligaron al general Campins a convenir el estado de desavenencia. Las unidades del Ejército y las catervas derechistas se hicieron concisamente con el ejercicio loco de la villa, el gobernante civil es embalsado y sustituido por el comandante Valdés Guzmán, que había delegado incluso entonces las catervas de Falange. Poco a posteriori es derogado el auténtico general Campins. Los luchadores igualmente lograron extenderse la factoría de pólvora de El Fargue y el Aeródromo marcial de Armilla, entre ambos enclavados en las cercanías de la villa.

Valencia

En Valencia, cabeza de la III División Orgánica, la cualquiera designada por el general Mola, «El Director», para acoger la rebelión era el general González Carrasco que había concurrido allí desde Madrid un trayecto de antemano de la época señalada para el levantamiento, que era el domingo 19 de julio a las 11 de la lejano (coincidiendo con una junta de principales y oficiales que se iba a encomiar en el inmueble de la antigua Capitanía General, ya ubicación del regimiento general de la III División Orgánica, y durante la cual el general González Carrasco tenía que exigirle al general Martínez Monje la concesión del poder de la División).

Pero cuando llegó el tiempo González Carrasco, que durante la indeterminación del 18 al 19 había tenido que evolucionar de techo para sortear ser arrinconado por la gendarme, tuvo sospechas y no  se presentó a la legislatura en Capitanía, quizás impactado por la energía de Luis Lucia, representante de la Derecha Regional Valenciana integrada en la Ceda, de vivar su franqueza al dominio y no educar el contingente de beligerantes que había afirmado a los generales.

La referencia de la rendición de Goded en Barcelona al final del término parece que fue terminante para que el aspaviento insurreccional se desactivara en rebosantes bonos de grímpolas luego el «impasse» sobre si sublevaban o no continuó.

Al trayecto subsiguiente, lunes 20 de julio, las estructuras obreras, Ugt y Cnt, se movilizan y crean las Milicias Valencianas para controlar los extremos primordiales de la población y los extramuros de los acantonamientos en pronóstica de un probable alboroto involucionista.

Dos términos seguidamente nace el autodenominado Comité Ejecutivo Popular, integrado por entreambas esenciales sindicales Ugt y Cnt y por los partidos del Frente Popular, que se hace con el rendimiento no obstante sin impresionar dimitir a las direcciones republicanas. En Castellón la insurrección no se produjo al no recibirse órdenes desde Valencia, adicionalmente de que había granos oficiales engorrosos.

En Alicante el gobernante combatiente, el general García Aldave, acuarteló a las brigadas y permitió el envió de una serie para luchar la rebelión de la Guardia Civil en Almansa y que además intervendría en Albacete en favor de las redundancias legales. El general García Aldave acabó renunciando al dominio y poco posteriormente fue juzgado y condenado a guadaña pese a no haberse alborotado.

En la capital de Murcia, la irresolución de las jefaturas generales y civiles ante la localización generada se vio sobrepasada por la gala popular. El Cuartel de Artillería fue bordeado por los artesanos de la capital para detener cualquier influencia golpista provocando el revés de la insurrección en la caudal provincial.

En Albacete, integrada en la III División Orgánica con ubicación en Valencia, el domingo 19 de julio el teniente coronel Martínez Moreno declara el estado de pugna con el asiento de la vigilante de Asalto y parte de la Guardia Civil. Para oprimir la insurrección salen desde Murcia y desde Alicante dos formaciones que, tras controlar Hellín y Almansa respectivamente, llegan a Albacete el sábado 25 de julio.

Como no les llega la merced solicitada al general Franco en Tetuán los facciosos se rinden y el teniente coronel Martínez Moreno es fusilado. Los insurrectos de Albacete al parecer son los exteriores que dan el quejido falangista de combate «¡arriba España!» en la querella.

En este video, datos importantes sobre este evento de la guerra civil española:

Galicia

Galicia formaba, adherido con la división de León, la Viii División Orgánica, mandada por el general Enrique Salcedo Molinuevo que tenía su regimiento general en La Coruña. El general Salcedo fue requerido por el general Mola para se sumara a la rebelión el domingo 19 de julio pero se mostró dubitativo por lo que la iniciativa la tomó el lunes plazo 20 de julio el Jefe de Estado Mayor de la década.

Donde se produjo longevo negativa al toque fue en la colchoneta naval y arsenal de Ferrol. Allí tras conocerse la insurrección en el protectorado de Marruecos y ante las vacilaciones de la oficialidad empachosa en el moretón, la marinería se hace con el ejercicio de la peana el domingo 19 de julio (resultando muerto el figurón del pedestal el teniente de bastimento Carlos Núñez de Prado), no obstante no del arsenal. El martes 21 de julio los remeros, al no ser capaces de aflorar los naves de la peana, se ven reconocidos a rendirse ante el arrebato de las intensidades del ejército y de la Guardia Civil.

Batalla de Cataluña

Los guerrilleros simpatizantes a la Generalidad de Cataluña, el coronel Vicente Guarner Vivancos y el coronel Federico Escofet, comisario general de mandamiento público, habían prevenido un esquema de privación de los facciosos contando con las tesituras de mandato público, Guardia Civil y Guardia de Asalto, que se habían conservado fieles a la República y que contaban con unos 2000 efectivos.

Así durante la aurora y el amanecer del domingo 19 de julio se produjeron combates en las tierras del círculo de la villa, y especialmente en el ramal entre el bulevar de Gracia y la crecida Diagonal, habiendo incontables bajas. El bloque de la Universidad de Barcelona logró ser sensato por las tesituras incondicionales de la Guardia Civil al poder del coronel Antonio Escobar. 

Otro de los pueblos adonde hubo combates fue en las Atarazanas Reales de Barcelona afanosas por los alzados, que aún se apoderaron de la posición de España, y allí se encontraron con la prohibición de milicianos anarquistas de la Cnt conducidos por Juan García Oliver y Francisco Ascaso, que murió en la lucha.

La última resistora de las comitivas alzadas en Barcelona se produjo el lunes 20 de julio y fue ese viaje cuando se produjeron las venganzas más sangrientas contra los insurgentes. Uno de los lances más fúnebres se produjeron en el abadiato de carmelitas de la arteria Diagonal, adonde se habían procedido fuerte oficiales y guerreros del Regimiento de Caballería «santiago» nº 9. 

Cuando iban a rendirse a las energías de la Guardia Civil al caudillaje del coronel Escobar, una muchedumbre arrebatada se abalanzó sobre el recinto causando una verdadera inmolación entre los sofocados y los ermitaños del priorato. En Lérida se proclamó el estado de pugna y las huestes del Regimiento de Infantería «albuera» nº 16 salieron a la tierra, no obstante la Guardia Civil no se sublevó y con la limosna de bandas obreras provistas con arsenales arribadas desde Barcelona, se consiguió oprimir la insurrección.

En Gerona la 1ª Brigada de Montaña —al llamador del general Fernández Ampón— incluso declaró el estado de supresión no obstante cuando llegaron las referencias del desmoronamiento del tajo en Barcelona las columnas volvieron a los regimientos.

Navarra

El centro vital de la rebelión marcial en la Vi División Orgánica lo constituía Pamplona y Navarra porque allí estaba el general Mola, «el Director», que había enderezado el coscorrón en toda España y en el Protectorado de Marruecos con la asistencia de Raimundo García García, «Garcilaso», gobernador de Diario de Navarra y parlamentario del Bloque de derechas.

Sin embargo, en Pamplona la sublevación no se inició incluso el amanecer del domingo 19 de julio cuando se proclamó el estado de disputa y las mesnadas carlistas requetés se congregaron en la arena del Castillo. En toda Navarra la algarada triunfó sin negativa, debido al despliegue de las bandas carlistas requetés, que venían preparándose militarmente desde 1932 y cuyos pulsadores asimismo habían percibido ejercicio combatiente y arsenal en la Italia de Mussolini.

La insurrección igualmente triunfa el 19 de julio con soltura en Álava genialidades de nuevo a la activa aportación de los requetés y a la movilización popular en soporte de los combatientes reacios —dirigidos por el coronel Campos Guereta, el Abreu y el teniente coronel Alonso Vega—, de guisa que ha podido hablarse de una «noticia Covadonga insurgente».

En San Sebastián, en altibajo, la situación estuvo indecisa al comienzo a hermana de la irresolución del gobernante marcial, el coronel León Carrasco Amilibia. El martes 21 la guardia y la Guardia Civil intentan oponerse, aunque las vidas incondicionales y las mesnadas obreras laboristas, ácratas y nacionalistas del PNV organizan la correa en Eibar. 

Los generales reacios se hacen fuertes en el Hotel María Cristina y en el acantonamiento de Loyola en San Sebastián adonde resistirán inclusive el 29 de julio. Ni en Bilbao siquiera en el excedente de Vizcaya hubo sublevación combatiente. Así ya que, el País Vasco quedó dividido en una circunscripción legal compuesta por Guipúzcoa y Vizcaya y otra facciosa integrada por Álava, que constituyó adyacente con Navarra uno de los clavos más importantes y activos de la circunscripción amotinada.

Granada

El contratiempo de Estado de julio de 1936 contra el caudillaje de la República Española, que dio inicio a la guerra civil, logró aventajar en Granada y enseñorearse con el ejercicio de la localidad.

Resumen

El recorrido 20 de julio a las cinco de la tarde la guía de Granada se sublevó contra el Gobierno. El recorrido 17 los golpistas del Ejército de África se habían delegado del protectorado gachupin de Marruecos, y el vencimiento 18 los cabilderos liderados por el general Gonzalo Queipo de Llano se habían amotinado en Sevilla, y aún en Córdoba.

El comandante combatiente de Granada, general Miguel Campins, fue obligado a legitimar el grupo de eliminación, entretanto las huestes y huestes derechistas lograban apropiarse en seguida con el ejercicio del medio agente. El director civil César Torres Martínez y el comandante locorregional de la Guardia Civil, así como el corregidor de la villa y el líder de la jurisdicción, fueron detenidos. 

Los facciosos incluso lograron acomodarse el aeropuerto de Armilla y otros lugares claves. Durante estos combates los alzados detuvieron y en profusos hechos ejecutaron a todo mordaz o sospechoso de serlo. No se sabe cuántas cualquieras fueron ejecutadas. Tras la conquista de Granada se puso en vacilada una fuerte acusación contra las costadas y los republicanos. Se amistad que durante la lidia fueron ejecutadas 5000 cualquieras.

En el siguiente video, algunos datos interesantes sobre este suceso:

Asedio de Alcazar de Toledo

Fue una batalla enormemente alegórica que ocurrió en los preámbulos de la Guerra Civil Española. En ella se enfrentaron pedanterías gubernamentales compuestas fundamentalmente por milicianos del Frente Popular y Guardias de Asalto contra las pedanterías de la empuñadura de Toledo, reforzadas por la Guardia Civil de la división y un centenar de civiles militarizados rebeldes contra el Gobierno de la República.

Los sediciosos se refugiaron en el Alcázar de Toledo, entonces Academia de Infantería, Caballería e Intendencia, acompañados de sus clases. Las tesituras republicanas empezaron el aislamiento sobre el castillo de los rebeldes el 21 de julio de 1936 y no lo levantarían inclusive el 27 de septiembre, tras la venida del Ejército de África al gobierno del general José Enrique Varela, haciendo Franco su umbral en la capital al plazo subsiguiente. 

Batalla de Málaga

Fue una ofensiva de comienzos de 1937 lanzada por una energía pócima del sillar sublevado y los italianos del Corpo Truppe Volontarie para arrancar el cuidado de la división de Málaga a los republicanos durante la Guerra Civil Española.

La cuota de ordinarios marroquíes y depósitos italianos del recién concurrido Ctv llevó a la retirada de los republicanos y la capitulación de Málaga en menos de una semana. La merma de la capital produjo uno de los veteranos éxodos de civiles en la Guerra Civil, empequeñecido por la posterior Masacre de la vía Málaga-almería. 

Bombardeo de Guarnica

(Operación Rügen) fue un arrebato ligero realizado sobre esta villa española el 26 de abril de 1937, en el intervalo de la Guerra Civil Española, por parte de la Legión Cóndor alemana y la Aviación Legionaria italiana, que combatían en auxilio del banco sublevado contra el gabinete de la Segunda República Española.

Las estimaciones actuales de bajas cifran los difuntos en un cargo que alpargata de los 120 a los 300 muertos, 126 según el tratado más reciente y minucioso. Guernica, dígito de los códigos vascuences, tenía con antelación del arrebato una aldea de unas 5000 personas, a las que habría que pegar un gran espectáculo de catervas, que se retiraban para gestar la panegírica de Bilbao, y acogidos que huían del adelanto de las multitudes nacionales. En ese periquete no tenía ningún tipo de valla antiaérea, sin embargo sí tenía tres manufacturas de honoras, una de ellas de balas de aviación.

En este video, informacion respecto a este evento que formó parte de la guerra civil española:

El primer embate lo realizaron un Dornier Do 17 alemán y tres Savoia S-79 italianos que habían amputado de Soria a las tres y media de la tarde con la obligatoriedad de machacar la encogida y el puente al este de Guernica, para presionar la retirada del ejército republicano. Las municiones de los S-79 cayeron en los extramuros del puente y la etapa de ferrocarril, destruyendo varias nidas, y las del Dornier Do-17 alcanzaron la iglesia de San Juan. A hilera intervinieron uno o tres, según las manantiales, bombarderos germanos He-111. Todos ellos iban escoltados por acosas.

Batalla de Belchite

El objetivo de los «nacionales» era controlar sus importantes expedientes mineros e artificiales (especialmente las siderurgias y las factorías de armas), amén de que su conquista permitiría provocar la escuadra rebelde al Mediterráneo para examinar archivar el cabotaje transatlántico que se dirigía a los muelles republicanos. 

En la primera ofensiva de la campaña de Vizcaya las energías «nacionales», no obstante contaban con la ventaja naval y aérea (el grueso de la armada republicana se encontraba en el Mediterráneo y solo había un pequeño espectáculo de persecuciones soviéticos), avanzaron relativamente poco debido a la fuerte resistora que encontraron y a las malas raleas meteorológicas. La segunda ofensiva iniciada el 20 de abril tuvo más éxito alcanzando cinco plazos posteriormente la línea Guernica-durango.

El trayecto 26 de abril, tras haber insistido Jaén y Durango los vencimientos anteriores, se produjo el cañoneo de Guernica por naves especiales teutónicos de la Legión Cóndor y naves especiales italianos del Ctv causando muchas heridas civiles y una enorme rotura porque igualmente de las municiones convencionales utilizaron granadas incendiarias. 

Tres vencimientos posteriormente las vehemencias «nacionales» ocupaban la villa y el plazo 30 de abril llegaban a Bermeo. Por objetivo a comienzos de julio las vitalidades republicanas lanzaron una ofensiva en el frente de Madrid para curar la obstrucción del ejército «nacionalista» en el ideal.

la batalla de Belchite fue una de las mas imporantes durante la guerra civil española, aprenda mas sobre ella aqui:

Así el 6 de julio comienza la batalla de Brunete, llamada así porque la lucha por la conquista de ese lugar situado al poniente de Madrid por los republicanos (que pretendía proseguir posteriormente en tesorería sureste para tropezar con las otras energías ministeriales que avanzarían desde el sur de la capital, lo que de comprometerse éxito obligaría a los «nacionales» a prescribir un surco general de sus energías si no querían hallarse vallados) se convirtió en el punto principal de los combates.

El ataque hacia Brunete fue lanzado por el reformado V Cuerpo de Ejército republicano al poder del comandante de catervas Juan Modesto favorecido por secciones de aljibes T-26 soviéticos que ocupó la diputación casi sin renuencia, aunque el general Franco reaccionó al instante y envió individualidades de la Legión y de Regulares más las tropas de Navarra y unos 150 naves especiales italianos y tudescos separados del frente del norte, deteniéndose así el envite hacia Santander.

Esto permitió a las ampulosidades nacionales proceder el contraataque. El 24 de agosto, solo diez términos luego de iniciada la ofensiva, la capital de Santander (adonde escaseaban los suministros y el carburante gracias al aislamiento naval de la escuadra sediciosa) fue afanosa luego de que las morales de orden público, una ocasión evacuados los llamadores, izaron enseña blanca. «la relación de la campaña de Santander es la de un continuo progreso, con accidentales y breves correas. Fueron rebosantes los tiranizados y los que se «pasaron», lo que daba voto del estado de desmoralización de las escuadras republicanas».

La segunda ofensiva republicana para lenificar la amenaza de los «nacionales» en el Norte llegó tarde ya que comenzó el mismo término de la debilidad de Santander. Esta oportunidad se desarrolló en el frente de Aragón, que se mantenía prácticamente inalterado desde el comienzo de la erradicación cuando las líneas de mesnadas confederales anarquistas y del Poum salieron de Cataluña y ocuparon la mitad oriental de Aragón (adonde crearon un ente casi liberal golpeado Consejo de Aragón) sin embargo no consiguieron su objetivo de apoderarse Zaragoza, y que tras los «sucesos de mayo de 1937» habían sido enderezadas a las áreas parejos del Ejército del Este.

Las consecuencias de la recompensa «nacionalista» en la Campaña del Norte fueron asaz importantes para el cauce de la disputa. «Franco pudo condensar todas sus energías en el emporio de España y en el Mediterráneo, y obtuvo el margen de una fábrica no fracasada. La gloria restableció el alarde de Mussolini [perdido por la singladura de la batalla de Guadalajara, que en delante cooperaría de buena apetencia con Franco. La opinión internacional juzgaba que, una sucesión perdido el ideal, la conquista era cuestión de tiempo». 

Asturias

Durante la guerra civil, En Santander la falta de órdenes concretas desde la directiva de la Vi División organizada, acoplada en Burgos, anexo con la descoordinación de algunos de los generales engorrosos hizo fracacasar la insurrección sin que se produjera un solo escopetazo.

El comandante general de Asturias, el coronel Antonio Aranda, comprometido con la rebelión general, consiguió embaucar a las direcciones obreras y republicanas haciéndoles suponer que se mantenía simpatizante al gobierno republicano. Se formó una segunda alineación, voz «Columna de Acero», empero no pasó de León. 

Aprovechando la salida de las energías obreras de Asturias el coronel Aranda se hizo fuerte en el acantonamiento de infantería Oviedo y proclamó el estado de conflagración. Desde Radio Asturias lanzó una arenga en la que justificaba su sublevación para corresponder el orden a la República. Así se hizo fuerte en Oviedo contando con unos 5000 machos, que incluían guarniciones civiles, celadoras de ataque y unos centenares de falangistas.

Al trayecto subsiguiente comienza el destierro de Oviedo por las potencias indulgentes que controlan el remanente del Principado. En Gijón se subleva el Regimiento de Infantería Simancas al gobierno del coronel Antonio Pinilla que declara el estado de disputa, sin embargo la Guardia Civil y la Guardia de Asalto se mantiene en una actitud indecisa y se producen defecciones entre las seguridades amotinadas.

Así las alturas que siguen a Pinilla no tienen más perfeccionamiento que encerrarse en el regimiento del Regimiento. Comienza entonces el bloqueo del regimiento por las pomposidades indulgentes. Conseguirán llegar un mes más, inclusive el 21 de agosto, plazo en que una granada de las resoluciones republicanas cae sobre una techumbre del regimiento y Pinilla muere en una batalla desesperada. La aparición a líquidos cercanas al fondeadero de Gijón de naos de eliminación indóciles como el Almirante Cervera y luego el España y el Velasco no habían obtenido encucurucharse el acorralamiento.

Bombardeo de Jaen

En la guerra civil, el fuego graneado de Jaén fue un choque leve realizado sobre satisfacción villa el 1 de abril de 1937, en el intervalo de la Guerra Civil Española, por parte de la Legión Cóndor de la Alemania nacionalsocialista, que combatían en apoyo de los facciosos. Las estimaciones actuales de bajas cifran los despojos en 159 muertos entre la villa civil y múltiples cientos de vapuleados, llegando a ser coincidido con el fuego graneado de Guernica, pasado plazos luego.

El golpe fue por impresión, dado que la capital no era un emplazamiento soldado destacado tampoco en ella se desarrollaba combate alguno, por lo que la localidad no estaba especialidad, no existían pilas antiaéreas, tampoco se dio señal ninguna.

El arrebato se produjo de una sola pasada, a las cinco y veinte de la tarde, hora que quedó acentuada variados trayectos en el temporalizador de la Iglesia de San Ildefonso que se bloqueó. Los aviones rodearon Jabalcuz y llegaron a la capital a baja talla, distribuidos en dos líneas en manera de cuña.

En este video, un poco más de informacion sobre esto:

Bombardeo de Alicante

El Bombardeo del 25 de mayo, sucedido en la aldea española de Alicante en el año 1938, fue uno de los asaltos delicados más sangrientos e indiscriminados ocurridos durante la guerra civil Española (1936-1939). Con un cómputo de heridas perjudiciales apócrifo, se pictograma felicidad multitud en más de 300 muertos.

Estudios satisfechos barajan los 275 (aprox.) que figuran en el reconocimiento del Cementerio Municipal (100 hombrunos, 56 matronas, más de 10 niños y más de 100 cualquieras no identificadas), un espectáculo puro de enterrados en entradas próximas de la Provincia de Alicante y más de 1000 vapuleados.

Según exámenes y conferencias posteriores a los supervivientes, las decoradas ocasionadas por tanta putrefacción fueron dantescas, con muchas bajas por decapitación. También hubo muertos en otros cabos de la capital, como la Plaza de Gabriel Miró, la tierra Vicente Inglada, las cercanìas del Club de Regatas y la vía Gerona. Otros de los inmuebles desencajados fueron la localización fundamental de la actual Caja de Ahorros del Mediterráneo en la Calle de García Hernández (ahora admonición de «San Fernando») y la situación del diario republicano El Luchador en la carretera de Ángel Pestaña (hoy día denominada «Calle San Francisco»).

Batalla del Ebro

El 25 de julio de 1938 el republicano Ejército del Ebro, uno de ambos grandes individuos del ejército de que se componía el recién concebido Gero, cruza en gabarras por huella el río Ebro entre Mequinenza y Amposta con el objetivo de acometer desde el boreal al ejército «nacional» que se acercaba a Valencia. 

Fue el comienzo de la batalla del Ebro que se convirtió para los dos partidos en una dura lucha de deterioro. Después de tres meses de duros combates, que causaron más de 60 000 bajas por cada banco, los republicanos tuvieron que desvanecerse y ausentarse a vadear el Ebro en sentido contrario. El 16 de noviembre lo hacían las últimas áreas poniendo extremo así a la batalla del Ebro, la más larga de la supresión y que supuso una novedad conquista para el edicto sublevado.

Batalla de Teruel

El 12 de diciembre de 1937, la 11 División republicana al poder del dirigente miliciano marxista Enrique Líster reducida las de tierras de vía de la aldea de Teruel con la zaga «nacional». Así da arranque la batalla de Teruel, cuya organización ha sido diseñada por el Jefe del Estado Mayor republicano, el coronel Vicente Rojo. 

El objetivo es expugnar este saliente que en las líneas enemigas representaba Teruel amén de cortar el golpe de los «nacionales» contra Madrid intuido para el término 18 de diciembre y lograr un éxito marcial como era ocupar una capital de zona en jugadas de los sediciosos desde el arranque de la supresión para activar la familiaridad interior y exterior en la querella republicana tras la singladura de la Campaña del Norte en un tiempo en que la presentación de material belicoso de la Unión Soviética estaba reduciéndose a razón de las dificultades que estaba encontrando para atravesar la línea francesa por la declinación el gabinete del laborista Leon Blum.

La batalla de Teruel mostró las aficiones del ejército republicano lo que indujo a Franco a atrasar definitivamente el empuje a Madrid para en su emplazamiento editar la ofensiva de Aragón contra Cataluña y Valencia. El embate, que iba a ocupar por todo el frente de Aragón, comenzó al sur del río Ebro el 9 de marzo adonde el frente se derrumbó ante la gran reunión de carbón artillero y de aviación. 

Al boreal de Lérida avanzaron inclusive el Noguera Pallaresa y establecieron representantes de puente en Balaguer y Tremp. Una oportunidad cogidas esas posturas Franco descartó alargarse hacia Barcelona y optó por ir hacia el Mediterráneo al sur de la desembocadura del Ebro, objetivo que alcanzaron el 15 de abril al conseguir a Vinaroz, con lo que la circunscripción republicana quedó ramificada en dos.

Se inicia así la ofensiva del Levante cuyo emprendimiento consistía en converger sobre Sagunto (a unos 20 kilómetros al ártico de Valencia) avanzado por la orilla desde Vinaroz y por el interior desde Teruel, para desde allí acoger Valencia. La resistora republicana fue dura especialmente cuando las vitalidades «nacionales» tras requebrar Castellón de la Plana el 13 de junio alcanzaron la línea de basílicas señal línea Xyz que se extendía desde Almenara, unos kilómetros al ártico de Sagunto, en la playa incluso el río Turia interiormente. Allí las brigadas «nacionales» tuvieron que empantanar su ascenso.

Consecuencias de la Guerra Civil Española

En la guerra civil española, el plazo del pago de la erradicación por los dos grupos fue harto elevado. El haber disfrutado el gobierno republicano las circunspecciones de caudal para apropiarse arsenal acabó con las solemnidades monetarias de la división republicana.

El monolito sublevado tuvo que enriquecer mucho patrimonio tras concluir el encono, en gran parte dejando que Alemania explotara las pudoras mineras de la península y del África Española del plazo, por lo que inclusive el estallido de la Segunda Guerra Mundial casi no tuvieron espera alguna de conquistar haberes. España había convenido devastada en algunas provincias, con estados completamente arruinados. La crematística española tardaría divisiones en mejorar. 

Desaparecidos

En la guerra civil, según la Plataforma de Víctimas de Desapariciones Forzadas por el Franquismo, fueron 140 000 habitantes, entre lastimadas de la Guerra Civil Española y de la posterior tiranía franquista. Se ha aparecido a aludir que España es el segundo pueblo del universo en divisor de muertos cuyos restos no han sido tonificados siquiera identificados, tras Camboya. (ver articulo batalla de Friedland)

Exiliados

El México posrevolucionario, en cualquiera de su líder Lázaro Cárdenas, declaró recibir una parte de la huida desde febrero de 1939,26 a demandas de Chile, que estaba proporcionadamente dispuesto en este aspecto hacia la República. 

México fue el único distrito que recibió los emigrados con los brazos abiertos, y con fondos del estado, debido a los cuales se estableció la Casa de España en México (1938-1940), cuyo ascendiente es el actual Colegio de México, y se establecieron la gaceta España Peregrina y la Editorial Séneca, dedicadas a comediógrafos y argumentos castellanos.

Muertos

En la guerra civil, el vigilante de muertos en la lid civil española solo puede ser estimado de moda aproximada. El monolito sublevado estableció una cantidad de 500 000, incluyendo amén de los muertos en combate, a las desaparecidas de hostigamientos, hechuras y regicidios. Estimaciones recientes arrojan esa misma pictograma de 500 000 muertos o poco a excepción de, sin encuadrar a quienes murieron de malnutrición, deseo e indisposiciones engendradas por la pelea. (ver articulo batalla de Bailén)

La cifra de un millón de muertos, a sucesiones referida, procede de una novelística de Gironella, que la justifica entre los 500 000 diplomados y otros tantos cuya energía resultó irremediablemente destrozada. 

Fusilamientos

En la guerra civil española, desde los frontales recorridos, en las dos sectoras, se desató una acusación que se concretó en enjuiciamientos sumarísimos e innumerables garbeos, eufemismo que utilizaron aquellos que sacaban de sus arquitecturas, amparados por la confusión en la totalidad de los eventos, a los que consideraban enemigos y los llevaban para fusilarlos, normalmente, al borde de las depresiones.

En el monolito republicano, desatada la pelea, el Gobierno y el sobrante de erecciones públicas perdieron el cuidado de los trances, se desató una revolución que los desbordó, propiciando la tierra de energías paralelas y tribunales que fueron los que, principalmente, ejercieron la recorrida. 

La acusación continuó, sin embargo en benjamín medida, inclusive el final de la querella y, incluso, se prolongó con la reconvención que el franquismo ejerció en los años subsiguientes. Los legales fueron un clan especialmente fastidiado por entre ambas partes. Uno de cada cinco miembros de este autobús fue eliminado.

Los amotinados ejecutaron a unos cuarenta parlamentarios del Frente Popular, mientras tanto que en la jurisdicción republicana fueron ejecutados veinticinco de la federación de derechas. Las pruebas públicas de predominantes republicanos como Manuel Azaña, quien en un argumento pedía «paz, unción y jubileo» o Indalecio Prieto que apelaba: «No imitéis esa actuación, os lo discurso, os lo suplico. 

Ante la virulencia ajena, la queja vuestra; ante los catástrofes del enemigo, vuestra indulgencia generosa»; contrastaron con el mutismo entre las atribuciones del edicto sublevado. Igualmente, si hubo llamadas en la laminadora de la jurisdicción republicana que mostraron su malestar ante la agresividad desatada como la del periodista Zugazagoitia que escribiría: «para enjuiciar a cuantos hayan delinquido disponemos de la ley», en el área sediciosa, anulada la osadía de calandria, la recriminación ejercida en su división fue silenciada.

No obstante, desde el mandato de los indóciles además se alzaron hablas en contra de la reconvención, destacando las confesiones de Marcelino Olaechea, prelado de Pamplona que declaró: «Nosotros no podemos ser como nuestros ñaños de la otra banda: esos ñaños ciegos, que odian, que no saben de perdón».

Refugiados

En la guerra civil, el régimen de Vichy incorpora encima a los republicanos al ímpetu de extirpación sesgadamente, en las Compagnies de Travailleurs Étrangers (Cte) y más tarde en los Groupements de Travailleurs Étranger (Gte) (1940). Entre 1942 y 1943, 26.000 españoles trabajadores de los Gte u otros son delegados, alineados en el Sto, a las minas de la Organización Todt en la pared atlántica. Para Lilian Pouységur, el acontecimiento de los agros actuó como «un fermento de la filiación republicana española».

Tuvo un fuerte efecto en el virtual republicano, dejando el presente de un país poco abierto a la lucha contra las intrepideces fachas. Deportación Los trabajadores españoles o los resistentes republicanos detenidos en bailiazgo gabacho que no tenían el status de cautivos de desavenencia fueron exiliados hacia heterogéneos ámbitos de reunión. 

Esparcidos en incontables campos(las parientas republicanas detenidas por eventos de resistora pasan todavía al agro de unión de Ravensbrück), constituyen un partido importante esencialmente en el enrevesado de Mauthausen, en el cual son legales más de 7200 gachupines: de 7288, 4676 encontraron la muerte.23 En total, 12.000 republicanos españoles.2425 serán orientados hacia los labrantíos de concurrencia o de quehacer entre el 6 de agosto de 1940, que señal la primera salida hacia Mauthausen, y mayo de 1945.

 Anarquistas

En la guerra civil española, las partidas anarquistas eran notablemente libertarias, negándose a mentar adalides caudillos invariables, y decidiendo algunos puestos de aceptación en junta. En otros episodios era la Organización (Cnt-fai, ahora íntimamente amarradas) quien nombraba los responsables. No poseían un uso de cargos, no había arrodillamientos especiales, y los llamados «comandantes» eran estimados por las propias guardias.

La unidad anarquista más famosa fue la Columna Durruti, liderada por el conocido militante Buenaventura Durruti. Comenzó con unos 3.000 milicianos, y llegó a un máximo de 8.000 hombrunos. La muerte de Durruti el 20 de noviembre de 1936, (en la Batalla de Madrid) debilitó la moral de la serie. Casi un cuchitril de la villa de Barcelona asistió al funeral de Durruti. 

Durante la guerra civil española hubo otras líneas anarquistas ilustres como la Columna de Hierro, compuesta por anárquicas valencianos, la Columna Ascaso, o la Columna Sur-ebro, entreambas catalanas. Las mesnadas anarquistas se irían incorporando al Ejército Popular Republicano en el invierno de 1936-37, en centrocampista de un descarte por parte de los militantes anárquicas ante el pactismo de los líderes de la Cnt y la Fai.

Hasta el final de la lid cerca de un tercio de los guerrilleros republicanos estaban alineados a la Cnt. Nacionalistas Bando nacional es el renombre con el que se autodenominaron los rebeldes en el Golpe de Estado en España de julio de 1936 contra el gobierno de la Segunda República Española, tras el éxito del Frente Popular en las proclamaciones de febrero de dicho año que daría motivo a la Guerra Civil Española (1936-1939). 

Por divulgación, sus participantes se llamaban a sí mismos regionales, un vocablo que no es seguido por la historiografía contemporánea.

México

Cerca de 20 000 exiliados se embarcaron para México durante la guerra civil española, con un escalón cultural más elevado que la media de los demás expatriados: se prostitución en buena parte de inmateriales, científicos y artistas. Esta contribución contribuyó a la dinamización mexicana: para el historiador y filósofo Juan Marichal, «el destierro español fue una tranquilidad para el país». 

¿Quien Ganò?

El 5 de marzo, al plazo subsiguiente del sitio de honor de la insurrección de Cartagena, comenzó el paso de Casado apoderándose sus partidarios de los sesos decisivos de Madrid y anunciando a cadeneta la germinación de un Consejo Nacional de Defensa manejado por el general Miaja. El Consejo emitió un manifiesto por radio dirigido a la «españa antifascista» en el que se deponía al caudillaje de Negrín, aunque no hablaba para nada de las estipulaciones de paz.

Las unidades generales moderadas por los marxistas opusieron tolerancia en Madrid y sus contornos no obstante fueron derrotados (hubo aproximadamente 2000 muertos). Al recorrido subsiguiente Negrín y su gobierno, próximo con los principales dirigentes marxistas, abandonaron España en nave espacial para esquivar ser apresados por los «casadistas». 

En Alicante desde el recorrido 29 de marzo unas 15 000 personas, entre señores caudillos, políticos republicanos, combatientes y villa civil que habían jalado de Madrid y de otros sitios se apiñaban en el fondeadero a la dilación de aventurar en algún nao inglés o gabacho, sin embargo la colectividad no lo lograron y fueron apresados por las multitudes italianas de la División Littorio, al botón del general Gastone Gambara. Muchos de los capturados fueron ejecutados allí mismo.

Carteles de la Guerra Civil Española

En la epoca de la guerra civil española, se repatieron diferentes tipos de carteles con motivos alusivos a la guerra, algunos eran para motivar al pueblo, otros para infundir miedo.

Mujeres

Desde el primer instante de la guerra civil española los campesinos y los artesanos, se armaron con lo que fácilmente pillaron y se enfrentaron a los golpistas. Y como no podía ser de otra faceta, las compañeras milicianas cerca de ellos, por primera oportunidad, como textuales.

Las gloriosas milicianas se armaron como sus esposos, sus cachorros y sus ñaños. Codo con codo defendieron sus creaciones, a sus gentes y la facilidad y la ley que había traído la II República, a arrastres desde las bastiones. Aunque después la misión intentó por todos los utensilios emparentar a las milicianas con la Prostitución…-sin incertidumbre, un test reconcomido de desprestigiarlas por parte de aquellos que las veían como enemigos aburguesados y no tuvieron, a pesar de lo que declaraban en sus discursos, arrojos para someterlas-.

Antes de la guerra civil española, las cortesanas, las milicianas, de la República eran libres y no se dejarían doblegar con libertad. A pesar de ello, desde el origen, la lucha de las esposas fue doble. De una parte contra la alarma fascista, y de otra contra la presión machista que seguía presente sin embargo había expedido desde la instauración de la República -por ejemplo, se había logrado el derecho a dictamen mujeril- y había admitido que las compañeras fuesen al frente como milicianas.

Sin embargo, ello no impidió que, todavía de tocar lanzamientos -como las leonas que eran- realizasen aún las batallas que se les consideraban propias. Así las milicianas aún cocinaron y limpiaron en el frente, y sirvieron como enfermeras; manteniendo sus roles afeminados a la par que legitimaban la consideración de su papel en la desavenencia.

Mapa

En esta imagen se muestra el mapa de la situacion politica de españa durante la guerra civil:

Personajes

Durante la guerra civil existieron personajes destacados que dejaron huella en la historia, nombraremos algunos de ellos:

Abad De SantillÁn, Diego (1897 – 1983) Al entablar la conflagración civil, se encontraba en Barcelona y fue nominado Conseller de Economía de la Generalitat, actuando como vigilante del Comité de Milicias Antifascistas de Cataluña. Patrocinó y financió el “batallón de la Muerte”. Durante los cuentos de mayo de 1937 en Barcelona, prestó su protección para acudir a restaurar la normalidad entre redentoras y marxistas.

AbÁrzuza Y Oliva, Felipe José (1896 – 1970) durante la erradicación civil mandó los tráficos auxiliares “lázaro” y “mar Cantábrico” y el cabotaje “canarias” demostrando coraje y habilidad sindical. También desempeñó la presidencia del Estado Mayor de la Armada.

Aguirre Y Lecube, José Antonio (1904 – 1960) Tras la prerrogativa del Estatuto de libertad, por amora de 1 de octubre de 1936, formó el primer Gobierno del nuevo país emancipado. Tras la decadencia de Bilbao en 1937 en partidas de los nacionales, se retiró a Santander, escapando luego a Francia y de allí pasó a Barcelona, pese a su título de que de ningún modo huiría ante el golpe del enemigo. 

AiguadÉ I MirÓ, Artemi (1889 – 1946) Político catalán, afiliado a Esquerra Republicana de Cataluña (Erc). Miembro del Comité de Milicias Antifascistas de Cataluña, a posteriori fue Conseller de Seguridad Interior del Gobierno de la Generalitat, aunque en mayo de 1937, cesó en dicho extracto como consecuencia de los relatos acaecidos en Barcelona. Al fin de la erradicación se exilió a Francia y después a México, adonde falleció.

Canciones

La guerra civil española fue un suceso muy importante en la historia de este país, marcó la vida de muchas personas y acabó con la de muchas otras. Al igual que existen infinidades de formas expresión, también hay maneras particulares de recordar, una de estas, la música. Esta es una lista de las canciones más destacadas que hacen alusión a este suceso histórico:

Verdades escondidas (Lucía Sócam, CD de 2010)

Republicana (Lucía Sócam, CD de 2011)

If You Tolerate This Your Children Will Be Next (Manic Street Preachers, 1998)

1936 un pueblo en Armas – Sin Dios (Guerra a la guerra, 1997)

A las barricadas348​

La Internacional

Bandera Roja

Spanish Bombs de The Clash

Testimonios

Como en muchos sucesos de gran importancia, la guerra civil Española dejo muchos testigos que aún cuentan sus vivencias durante esa época. En el siguiente video, uno de esos testimonios:


 

Aprende todo sobre La Batalla de Jarama

La batalla de Jarama, ocurrió entre los días 5 al 25 de febrero de 1937. Se desarrolló en las proximidades del río Jarama. El propósito fue porque los [...]

Descubre todo sobre La Batalla de Madrid

La Batalla de Madrid, fueron los diferentes eventos bélicos que se dieron en la zona de Madrid durante la guerra civil española. Los motivos de la Batalla de [...]

Descubre todo sobre La Batalla de Guadalajara

En marzo de 1937 fue llevada a cabo la Batalla de Guadalajara, uno de los hechos importantes del Ejercito popular en la guerra nacional revolucionaria del pueblo español [...]

Aprende todo sobre Batalla de Brunete

Dentro de la conocida Europa Contemporánea surgieron diferentes eventualidades como es el caso de la Batalla de Brunete, de la cual te contaremos todo aquí. Resumen de la [...]

Batalla del Ebro: resumen, desaparecidos, imágenes y más.

La Batalla del Ebro Fue una lucha que se libró durante la Guerra Civil Española; Fue la batalla en la que participaron más luchadores, el más largo y [...]

Descubre todo sobre La Batalla de Ebro

La Batalla de Ebro fue una de las batallas más largas y sangrientas de toda la Guerra Civil Española, fue una de las últimas acciones del bando republicano, [...]

Guerra Civil Española: Causas, Consecuencias, Batallas y Mucho Más

La Guerra Civil Española está considerada como uno de los acontecimientos más devastadores y violentos en la historia reciente de España que enfrentó por tres largos años a [...]